| 0 comentarios ]




Padre Creador, que me diste el universo como herencia, ábreme la fuente de a riqueza infinita
para que ahora mismo yo comience a pagar todas las deudas y me sumerja ya en la abundancia sin fin.

Sé que todo pedido hecho con fe, obtiene el resultado,
como lo enseñó Jesús; por este mi pedido,
para que todas mis cuentas sean pagadas divinamente,
ya está siendo atendido.

Me coloco bajo la orientación divina.
Sigo las instrucciones de Dios
y voy pagando correctamente,
todo lo que adeudo a los demás,
pues lo que es de otros,
no me pertenece ni me hace falta,
ya que la abundancia infinita fluye hacia mi
como una lluvia torrencial.

Alejo de mi, para siempre,
la tentación del miedo de pasar necesidad,
de empobrecerme,
de disminuir mi patrimonio en caso de pagar las deudas.

Cuanto más pago, más recibo,
creyendo en la ley de que es dando como se recibe.

Así es, porque así como pienso sucede.

Gracias Padre por la riqueza inagotable,
por la riqueza inmensa que viene hacia mi a cada día,
de tal forma que digo a todos, con alegría,
que ya estaré pagando todo correctamente.
Tengo una fe inquebrantable.

Mi suerte está cambiando y la riqueza afluye a mi.

Visualizo todas las cuentas, los pagarés,
las letras, los valores, desde ahora pagados
y los cheques firmados, todo en la mayor perfección.

Así es y así será.

Amén

0 comentarios

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Google+ Followers

Followers

 

Más de 1500 Poderosas Oraciones y Conjuros